Acabados excepcionales para prolongar la vida útil de los componentes hidráulicos

Con casi un siglo de liderazgo tecnológico, Sunnen tiene la solución para el dimensionamiento de orificios y el acabado de componentes hidráulicos de precisión. Independientemente de la aplicación, ya sean válvulas hidráulicas, actuadores, cilindros, etc., en Sunnen tenemos la máquina y los accesorios necesarios para cumplir con sus requisitos de producción.

Potencia con precisión

Las tecnologías de Sunnen para el acabado y el dimensionamiento de orificios de sistemas hidráulicos son ideales para la producción de volumen medio a alto. Nuestras máquinas, que vienen en configuraciones horizontales y verticales, ofrecen un acabado superficial uniforme en toda la longitud del orificio. Muchos de nuestros sistemas son modulares y pueden personalizarse exactamente según sus necesidades.

Nuestros sistemas de dimensionamiento de orificios para equipos hidráulicos:

  • Reducen las pérdidas de válvulas al disminuir el margen entre el orificio y el carrete
  • Mejoran la eficiencia operativa mediante una mayor precisión de los orificios
  • Prolongan la vida útil de las válvulas al crear acabados superficiales que se gastan con mayor lentitud
  • Reducen la tasa de rechazo de válvulas mediante un mejor control de proceso y una mayor exactitud

Sunnen ofrece soluciones para diversas aplicaciones de componentes hidráulicos, tales como:

  • Diámetros de orificio de 1,5 mm a 165 mm (de 0.118 pulgadas a 6.5 pulgadas)*
  • Orificios simples o complejos, con o sin orificios cruzados
  • Orificios abiertos o ciegos
  • Una amplia gama de materiales y acabados superficiales
smallengines

Soluciones integrales

Sunnen cuenta con la mayor selección de máquinas de dimensionamiento de orificios, herramentales, abrasivos, fluidos de corte y medidores de orificios de la industria. Independientemente de la aplicación de componentes hidráulicos, en Sunnen encontrará una solución duradera y rentable para el dimensionamiento de orificios. Nuestros sistemas funcionan en todo el mundo para componentes que se usan en la minería, la industria aeronáutica, la construcción de equipos de alta resistencia, la agricultura, la silvicultura y en otros sectores.